Acerca de

Isuzu en la Antártida

 Los motores más confiables incluso en condiciones extremas.

Desde 1955 Isuzu fue designada como la empresa para distribuir motores diesel y generadores para vehículos de nieve en el Polo Sur en una de las bases del país Nippon.

Desde que el equipo Japonés inició sus expediciones por la Antártida en 1956, Isuzu ha enviado también a sus ingenieros para la expedición con el fin de garantizar el funcionamiento de motores y vehículos.

La temperatura media en el continente es de -30 grados centígrados, la atmósfera es baja y la elevación máxima alcanza los 5.000 metros sobre el nivel del mar, existen fuertes ráfagas de viento durante todo el año y ventiscas todos los días. Gran parte del éxito de las expediciones depende de un rendimiento fiable de los motores a diesel de Isuzu.

También las motos de nieve requieren motores a diesel con normas estrictas de rendimiento, porque se mueven alrededor de un área extendida con clima severo. El motor de Isuzu de 13.7 litros con turbocompresor 6RB1 se ha montado en grandes motos para su uso en  lugares donde la altura es superior a los 3500 metros sobre el nivel del mar y la temperatura es de -80 grados centígrados.

También los generadores en la base están equipados con motores a diesel de Isuzu, estos producen electricidad de uso diario para los equipos de observación, calefacción en las habitaciones, se usa para la cocina, para fundir el hielo para hacer agua, etc.

Isuzu tiene el orgullo de que la empresa y sus ingenieros hayan desempeñado un papel muy importante apoyando la vida de las personas que trabajan en la Antártida, considerándolo prueba de la excelente fiabilidad y durabilidad de los motores a diesel de Isuzu.